La goleada del Valencia al Nástic por 4-0 le ha permitido al conjunto 'ché' coquetear con el liderato en solitario de Primera, pero a los hombres de Quique Sánchez Flores les han faltado dos goles más para auparse a lo más alto de la tabla.El conjunto valenciano fue tremendamente superior a un Gimnástic que trató de tocar y dominar el partido, pero que nunca inquietó a la meta de Cañizares. Por su parte el Valencia, mucho más práctico que los catalanes, ofreció una lección de velocidad, juego vertical y hambre de gol.<img src="http://feeds.marca.com/~r/marca/1adivision/~4/30732823"/>

More...